Visitar Sitio Web de ARQUIDIÓCESIS DE MÉXICO

Ir a Contenido del Decreto


  Google
Vicaría      de Pastoral

Escudo Cardenal Norberto Rivera Carrera

Decreto: Organización y Gobierno Pastoral de la Arquidiócesis de México

II.- CONSEJO EPISCOPAL

137. El Consejo Episcopal está formado por los Vicarios Generales, bajo la presidencia del Sr. Arzobispo (c. 473 §4). Este Consejo es entendido como un grupo a modo de Colegio, para favorecer las decisiones de gobierno pastoral previamente determinadas, en orden a la unidad, descentralización, coordinación y administración de la Arquidiócesis de México. Integran este Consejo los Vicarios Episcopales Territoriales, el Vicario Episcopal del área administrativa, el Vicario Episcopal de agentes de pastoral, el Vicario Episcopal de áreas de pastoral y el Vicario Episcopal de Guadalupe (Cf. nn. 39-43).

Le corresponde, en comunión con el Sr. Arzobispo:

138. Señalar las grandes líneas pastorales, formando un plan con criterios, acciones y validez jurídica para toda la Arquidiócesis.

139. Signar con el Sr. Arzobispo, las cartas pastorales, instrucciones, decretos, mensajes y otros documentos que él considere conveniente y que afectan a la vida arquidiocesana.

140. Presidir, juntamente con el Sr. Arzobispo, el Senado presbiteral, la Asamblea diocesana y el Consejo Pastoral.

141. Colaborar con elementos humanos y financieros para el funcionamiento pastoral de la Curia Arquidiocesana.

142. Determinar los criterios básicos para la formación de agentes laicos de la Evangelización.

143. Aconsejar al Sr. Arzobispo sobre los criterios de la formación de los candidatos al sacerdocio y sobre los planes para la formación permanente y la previsión social del clero.

144. Establecer los criterios y procedimientos ordinarios para la distribución y asignación de oficios del clero.

145. Discernir las normas económico-administrativas que den unidad de régimen a toda la Arquidiócesis con equidad y solidaridad y asesorar al Sr. Arzobispo para su mejor aplicación.

146. Establecer vínculos pastorales con los Obispos Diocesanos de la zona metropolitana.

147. Supervisar los planes y proyectos de las Vicarías territoriales y funcionales, de los Secretariados y Comisiones arquidiocesanas.

III.- VICARIOS EPISCOPALES TERRITORIALES

148. El Vicario Episcopal Territorial hace presente al Sr. Arzobispo en la zona de pastoral que le es asignada y, como él, es signo e instrumento de comunión y participación en ella. Como Vicario General, su potestad ejecutiva, además de ser ordinaria y circunscrita al ámbito diocesano, es vicaria y administrativa (Cf. c. 475). Es Vicario General de la Arquidiócesis, asignado a un territorio de la misma Arquidiócesis. Su encomienda es presidir, coordinar, promover y animar los proyectos pastorales, a los agentes de pastoral, las acciones específicas y las tareas de evangelización, tratando de ejecutar y llevar a la práctica fielmente y de acuerdo a las necesidades y posibilidades de su zona, los planes arquidiocesanos y las determinaciones particulares del Sr. Arzobispo.

Tareas y Facultades:

149. Presidir la porción de la Arquidiócesis a la que ha sido asignado por el Sr. Arzobispo.

150. Establecer una curia de gobierno territorial.

151. Integrar a los Decanos como parte de su equipo de gobierno pastoral.

152. Determinar la aplicación del plan rector de pastoral y de los principios económico-administrativos de la Arquidiócesis a los programas territoriales. Llevar a la práctica los acuerdos emanados del Segundo Sínodo Diocesano, de las Asambleas Diocesanas y lo que determine el Consejo Episcopal.

153. Realizar las visitas pastorales correspondientes.

154. Convocar y presidir las reuniones de Vicaría.

155. Estar siempre dispuesto a prestar su ayuda en cualquier otra Vicaría que lo solicite, a fin de mantener más firme la colegialidad en toda la Arquidiócesis.

156. Promover el sentido eclesial entre los diversos grupos que trabajan pastoralmente en su Vicaría y también con relación a las demás Vicarías, para fomentar la unidad arquidiocesana.

157. Aprovechar y apoyar los servicios de las Vicarías funcionales, Secretariados y Comisiones que existen en la Arquidiócesis.

En relación con el Presbiterio

158. Presidir el presbiterio de la Vicaría territorial a su cargo.

159. Proveer oficios eclesiásticos (Cf. cc.148 y 157), incluyendo el nombramiento de párrocos, rectores, capellanes y Vicarios Parroquiales.

160. Dar posesión de su oficio a los párrocos y administradores parroquiales e instituir a quien ha sido presentado para un oficio eclesiástico.

161. Nombrar (Cf. c. 553 §2) y remover al Decano (Cf. c.554 §3; Cf. c. 552).

162. Animar el trabajo pastoral de los decanatos.

163. Aceptar la renuncia a un oficio eclesiástico (Cf. c.189 §1), o hacer la traslación de un oficio eclesiástico (Cf. c. 190 §1), o remover de su oficio a un eclesiástico (Cf. c.192). Esto significa cambiar de una iglesia, por razones pastorales, al Párroco, al Rector o al Vicario Parroquial. Todo esto ha de hacerse siempre por medio de un trámite administrativo.

164. Cuidar de la formación integral del clero de su Vicaría, así como de la atención espiritual y la previsión social, de acuerdo a la doctrina de la Iglesia.

165. Motivar e impulsar la promoción vocacional en la Vicaría y asegurar el seguimiento vocacional de los candidatos al Seminario.

166. Ejecutar los decretos de erección de parroquias. En este caso, el Vicario Episcopal Territorial presentará al Senado Presbiteral la propuesta respectiva para su estudio, en orden a su posterior aprobación.

167. Dar el consentimiento, a tenor del c. 1215, para la construcción o remodelación de una iglesia, previa consulta y visto bueno de la Comisión Arquidiocesana de Arte Sacro.

168. Autorizar que los clérigos acepten la administración de los bienes pertenecientes a laicos u oficios seculares; que salgan fiadores, aún con sus propios bienes (Cf. c. 285 §4).

169. Designar un administrador parroquial, en caso de ausencia prolongada de un párroco; (Cf. c. 541 §1).

170. Conceder a los sacerdotes de su Vicaría licencia para ausentarse de su oficio conforme al derecho y otorgar a los clérigos permiso para ausentarse del país (Cf. c. 283).

171. Acompañar el proceso de incardinación de un clérigo (Cf. c. 269). La aceptación compete al Sr. Arzobispo.

En relación con los Institutos de vida consagrada

172. Encomendar el cuidado pastoral de una parroquia a un Instituto Religioso Clerical ya erigido y aprobado por el Sr. Arzobispo (Cf. c. 520 §1), previa consulta al Vicario Episcopal para la Vida Consagrada.

173. Dar el decreto de erección de casas religiosas de Institutos ya admitidos en la Arquidiócesis de México, previa consulta al Vicario Episcopal para la Vida Consagrada.

174. En coordinación con el Vicario Episcopal para la Vida Consagrada, fomentar y velar por la vida de los Institutos de Vida Consagrada, Sociedades de Vida Apostólica e Institutos Seculares (Cf. c. 576) que se encuentren en su Vicaría y su inserción en la pastoral de la Arquidiócesis.

175. Solicitar la anuencia del superior mayor respectivo para encomendar a un religioso un oficio eclesiástico (Cf. c. 671; 682).

En relación con los Laicos

176. Aceptar, impulsar y vigilar los servicios de movimientos y organizaciones laicales para el bien pastoral de la Vicaría (Cf. c. 780).

177. Impulsar la formación y el ejercicio de los ministros extraordinarios de la comunión eucarística (MECE) (Cf. c. 230 §3).

En relación con el oficio de santificar

178. Promover, presidir y vigilar la liturgia y otros actos de culto. La legislación particular determinará con mayor precisión lo que el Sr. Arzobispo se reserve (Cf. c. 835; 839).

179. Dedicar, consagrar o bendecir iglesias y oratorios (Cf. c. 1207).

180. Autorizar la celebración de la Misa fuera del lugar sagrado (Cf. c. 932 §1).

181. Fomentar la piedad cristiana en su Vicaría, aprovechando todos los elementos positivos que se encuentran especialmente en la religiosidad popular.

En relación con la Enseñanza

182. Promover la evangelización, la catequesis y la formación cristiana en todos sus niveles (Cf. cc.747-833).

El Provicario de una Vicaría Territorial

183. El Provicario de una Vicaría es nombrado por el propio Vicario Episcopal Territorial, de acuerdo con el Sr. Arzobispo, por un periodo de tres años renovable.

184. El Provicario ayuda en todo al Vicario Episcopal Territorial en el gobierno pastoral de la Vicaría y es -a manera de "Vicario General" de la Vicaría- su asistente y consejero más próximo y lo suple cuando éste se encuentra impedido o ausente.

185. En caso de ausencia del Vicario Episcopal Territorial, el Provicario tiene todas las facultades de aquél, pero únicamente dentro de los límites de la Vicaría; tratándose de casos de matrimonio, puede delegar válidamente a cualquier sacerdote para asistir a un matrimonio en todo el territorio de la Arquidiócesis de México a tenor del c. 1111.

186. El Provicario tiene en forma habitual la facultad de celebrar el sacramento de la Confirmación, que ejercerá siempre dentro de los límites de la Vicaría, auxiliando con esto al Vicario Episcopal Territorial, especialmente cuando éste esté impedido o haya mucha demanda por parte de las parroquias (cc. 882; 884 §1; 885 §2; 887). En algunos casos, tanto el Vicario Episcopal Territorial como el Provicario pueden delegar a alguno de los Decanos para administrar el sacramento de la Confirmación. Téngase, sin embargo, en cuenta la presencia en la Arquidiócesis de Cardenales y Obispos eméritos para administrar este sacramento.

187. El cargo de Provicario puede cesar (Cf. c. 184 §1):

a) Por expirar el plazo de su designación.

b) Por revocación del nombramiento, hecho por el Vicario Episcopal Territorial, cuando lo juzgue conveniente.

c) Por renuncia del Provicario mismo, aceptada por el Vicario Episcopal Territorial.

d) Por traslado del Provicario a otra Vicaría.

e) Si el Provicario es religioso, por asignación por parte de sus superiores para algún cargo incompatible con sus funciones de Provicario.

Organización de la Vicaria Territorial

188. De manera análoga a la Organización Pastoral de la Arquidiócesis de México, habrá en cada Vicaría una Curia Pastoral con las estructuras y oficios necesarios, según las características de la misma Vicaría (Cf. c. 469); ésta normalmente integrará los siguientes organismos que son convocados y presididos por el Vicario Episcopal Territorial:

a) Una Junta de Gobierno, formada por el Vicario Episcopal Territorial, el Provicario y el Secretario.

b) Un Consejo de Gobierno, formado por el Provicario, el Delegado de Pastoral, el Secretario y los Decanos de la Vicaría. El Vicario Episcopal, si así lo considera conveniente, puede convocar a este Consejo a una o más personas. Ayuda al Vicario Episcopal en la toma de decisiones y en la coordinación del trabajo de la Vicaría.

c) Un Consejo de Vicaría, formado por el Consejo de gobierno, los Senadores y los coordinadores de áreas de pastoral.

d) Un Consejo Pastoral de Vicaría, formado por el Consejo de Gobierno, los Senadores, los encargados de las Comisiones Pastorales de la Vicaría y miembros designados laicos, religiosos y diáconos permanentes. La función de este organismo es estudiar, dar seguimiento y evaluar el trabajo pastoral.

e) Los secretariados de pastoral profética, litúrgica y social y los correspondientes a la promoción y formación de los agentes y, al menos, estos departamentos administrativos: Secretaría, Oficialía de Matrimonios, Corrección de actas, Archivo y Economía.

f) Un templo, sede litúrgica, que estará bajo el cuidado pastoral y administrativo del Vicario Episcopal Territorial, quien tendrá como auxiliar a un presbítero, responsable inmediato de las actividades pastorales. En dicha sede el Vicario Episcopal Territorial presidirá las celebraciones litúrgicas más importantes.

189. En la Arquidiócesis de México, dentro de las Vicarías Territoriales, la actividad pastoral se coordina también por medio de Decanatos, en los que se agrupa un determinado número de parroquias. Al Decano corresponde fomentar y coordinar la actividad pastoral común en el Decanato (c. 555). El Vicario Episcopal Territorial determinará el número y la organización de los Decanatos de acuerdo a las necesidades de la Vicaría, previa consulta al presbiterio y con la anuencia del Sr. Arzobispo (Cf. cc. 553-555).

190. Para lograr una mayor eficacia en la evangelización, cada Vicaría se organizará en comisiones, según el esquema arquidiocesano y así, poder atender adecuadamente todos los sectores de la pastoral.

IV.- VICARIOS EPISCOPALES FUNCIONALES

191. El Vicario General a quien se encomienda una determinada función, se le llama Vicario Episcopal Funcional. Su tarea la ejerce en toda la Arquidiócesis de México, salvaguardada la autoridad de los Vicarios Territoriales.

192. Cada Vicario Episcopal Funcional deberá elaborar el plan de trabajo y los criterios de acción pastoral de su sector y presentarlos, para su aprobación, al Sr. Arzobispo y a su Consejo Episcopal.

193. A los Vicarios Episcopales Funcionales, así como a los Secretarios Generales y los Directores de las Comisiones pastorales de la Arquidiócesis, les corresponde - según el caso - promover, motivar y orientar las acciones pastorales específicas; para esto, los Vicarios Episcopales Territoriales buscarán adaptar el plan aprobado, para llevarlo a cabo en su propia Vicaría; para ello nombrarán a un coordinador de la respectiva área de pastoral, que será el responsable de su ejecución en esa Vicaría.

194. El trabajo de los Vicarios Episcopales Funcionales - y el de los Secretarios Generales y de los Directores de Comisiones -, siendo una función subsidiaria y orientadora, asegura la unidad de criterios y la comunión y coordinación de las acciones pastorales en toda la Arquidiócesis de México (pastoral de conjunto), así como la autonomía y el respeto por la pluralidad de las Vicarías Territoriales.

195. Serán Considerados Vicarios Episcopales Funcionales el Vicario de Agentes de Pastoral, el Vicario de Áreas de Pastoral, el Vicario del Área administrativa y el Vicario de Guadalupe. Sus atribuciones y funciones están descritas en los nn. 49-57 y 76.

V.- VICARIOS EPISCOPALES PERSONALES

196. El Vicario Episcopal personal es aquél que se nombra a favor de un grupo determinado de personas con características muy propias para mejor atender sus intereses y sus necesidades pastorales específicas.

Vicario Episcopal para la Vida Consagrada y sociedades de vida apostólica

197. Son atribuciones del Vicario Episcopal para la Vida Consagrada las que determina la legislación universal y el derecho diocesano; las principales son:

198. Cuidar que cada Instituto viva de acuerdo al propio carisma.

199. Promover el florecimiento de la vida consagrada en la vida diocesana y favorecer su inserción en la pastoral de conjunto.

200. Revisar que cada Instituto de Formación clerical, con domicilio en la Arquidiócesis de México, cumpla con los requisitos pedidos por la Ratio Fundamentalis Institutionis Sacerdotalis.

201. Presidir los capítulos generales de elecciones de Institutos de derecho diocesano y monasterios autónomos.

202. Conceder el indulto de exclaustración a los miembros de un Instituto de derecho diocesano y tramitar los casos de miembros de institutos de derecho pontificio (c. 686 §1, §3).

203. Confirmar el indulto de quien abandona un Instituto de derecho diocesano, o un monasterio "sui iuris", cuando se trata de religiosos de votos temporales (c. 688 §2).

204. Confirmar la dimisión de un religioso de derecho diocesano (c. 700).

205. Acompañar el surgimiento y el desarrollo de los Institutos Seculares de acuerdo a las normas de la Iglesia.

206. Exhorto a todos los miembros de la comunidad arquidiocesana a recibir este Decreto con sus lineamientos de organización y gobierno de nuestra Arquidiócesis de México como un paso más que damos bajo el impulso del Espíritu del Señor Jesús, para responder a las necesidades pastorales del Pueblo de Dios.

México, D.F., 29 de Noviembre de 1998
Año del Espíritu Santo
Primer Domingo de Adviento

+ NORBERTO CARDENAL RIVERA CARRERA
Arzobispo Primado de México

Pbro. Lic. José Ruiz Vera
Canciller

Ir a GOBIERNO PASTORAL  
FIN DE DOCUMENTO
loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loans loansloans loans loans loans loans loans loans insurance insurance mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage mortgage insurance insurance insurance insurance insuranceinsurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insuranceinsurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance insurance