TRABAJO EN GRUPOS

Acompañamiento y conducción

Segundo Momento

Decanos Octubre 2009

DOCUMENTO DE TRABAJO HACIA LA XV ASAMBLEA DIOCESANA

1. En tu decanato, ¿qué signos hay de que la formación de agentes es la "columna vertebral" de la misión permanente?

I VICARÍA

  • I. Formación de agentes por decanato, integra y favorece la comunión.
  • II. CEFALAE, EMD Y EMP. Aún no es columna vertebral la formación de agentes, falta conciencia de la formación para la misión (se mueven de modo paralelo).
  • III. CEFALAE, EMD y consolidación de EMP's.
  • IV. Consejo de decanato, consejos parroquiales, CEFALAE, EMD y EMP.
  • V. Formar a los laicos para la misión, encuentro de dos días con los laicos. Convenio de catequesis entre los presbíteros del decanato.
  • VI. Laicos formadores de otros laicos en el CEFALAE, integrados al EMD y partícipes del EMP.

VICARÍA II

  • EN GENERAL. Los laicos cada día más comprometidos y nos cuestionan.
  • Al convencerse los sacerdotes de su formación, invitan a los laicos.
  • La inquietud de los laicos confronta y motiva.
  • Utilizar medios electrónicos.
  • I. El interés de la gente que pide la formación.
  • Respuesta a las convocatorias.
  • II. Participación e interés de laicos y sacerdotes.
  • Hay respuesta a las convocatorias.
  • Calidad de los agentes.
  • Búsqueda de espacios para laicos formados para que realicen su apostolado con gusto.
  • III. Cada parroquia preocupada por la formación.
  • Búsqueda de medios para la capacitación de agentes.
  • IV. Vamos tomando conciencia. Los sacerdotes retomamos y reestructuramos la formación permanente.
  • Hay preocupación por la formación de laicos, sacerdotes, secretarias.
  • Respuesta en medios electrónicos.
  • V. No se busca sólo la formación intelectual en el CEFALAE.
  • Formar agentes para ir a los alejados.
  • En algunas parroquias comunidades neocatecumenales.
  • Se usan las fiestas parroquiales para dar formación y fundar pequeñas comunidades.
  • VI. Los sacerdotes tomarán curso de facilitadores para así comprometer más a los laicos y dar respuesta a la compleja realidad del decanato.

VICARÍA III

  • El interés que los sacerdotes muestran al asistir a las reuniones mensuales de los EMP y EMD.
  • A nivel parroquial el esfuerzo que se está haciendo por dar seguimiento y asumir las prioridades del decanato y vicaría.
  • La formación del EMD ya que ha sido motivo por el cualse ha pedido realizar la misión en las parroquias y decanato.
  • Hay claridad de la opción pastoral que es la misión.
  • Hay estructura en EMP y EMD.
  • Existe planeación en la línea de la misión, al grado de que en algunos CEFALAE's la línea de la formación es la misión.
  • Nos hemos dado cuenta en algunos decanatos que hay que fortalecer la estructura y bases de nuestro trabajo.

VICARÍA IV

  • Entre todos los objetivos particulares de nuestro plan vicarial, está el ideal de trabajo en la mayoría de los decanatos.
  • Existe en dos decanatos ya una unificación de la pastoral profética como medio de formación de agentes, encaminados a una misión.

VICARÍA V

  • En el IV Decanato existe la casa de reunión de sacerdotes del decanato, existe el equipo misionero decanal con muy buena estructura, que es bien llevado.
  • En el I Decanato hay dos reuniones a nivel sacerdotal y otra con los laicos, con el equipo misionero decanal y ahora se ha integrado a los consejos de pastoral parroquia. Se estudia el Documento de Aparecida. Se dan cursos para formación de proclamadores.
  • En el II Decanato se tiene un CEFALAE que aún no está funcionando eficazmente ya que falta un trabajo más fuerte en la parroquia. Actualmente se tiene la esperanza de poder favorecer un trabajo más organizado.

VICARÍA VI

  • I. Apenas están haciendo conciencia de la formación como necesaria.
  • II. Cada comunidad le da la importancia a la formación en los distintos institutos.
  • III. Presencia de laicos en distintos centros. Nueva mentalidad y no de esquemas tradicionales.
  • IV. La preocupación de aprovechar la formación de los agentes. Implementar un taller de análisis de la realidad.
  • V. Mentalidad y conciencia de la formación. Despierta la necesidad de la formación.
  • VI. Apenas están haciendo conciencia de la formación como necesaria.
  • VII. Se está haciendo conciencia de la formación en los laicos.
  • VIII.Hay formación, hay conciencia y se despertó la necesidad de la formación.

VICARÍA VII

  • Los signos son más evidentes, porque ahora se pide ser formado, Cristo ocupó el ochenta por ciento en la formación de sus Discípulos. Ocupar nosotros tendríamos  el tiempo completo.
  • Cristo formó y dio la misión de evangelizar.
  • El primer paso será el Kerigma y ahora la santificación que será en los signos  sacramentales, ser conscientes del proceso de fe, se está cambiando la mentalidad que los sacramentos son instrumentos de salvación.
  • Necesidad de los signos de los tiempos.
  • El gran número de los fieles recibe su formación, los domingos en la participación recibe la formación inicial, los grupos la formación básica, esto implica un mayor cuidado en la instrucción.
  • La conciencia de una configuración continua a Cristo.
  • La columna es lo básico. Con la que sostiene el actuar, llevando a la Iglesia a todos los ámbitos, como signo de conversión y de compromiso, que se encuentra en cada testimonio de la vida en CRISTO,

VICARÍA VIII

  • En todas nuestras parroquias se tiene "formación básica", pero hace falta impulsar y motivar para dar el paso a la "formación específica" a nivel decanato, como vicarial.

BASÍLICA

  • Somos conscientes de la columna vertebral, no es la formación de agentes en cuanto tal, sino un aspecto de la columna vertebral que en sí son los aspectos hunano, espiritual, intelectual y apostólico del ser discípulos y misioneros que es elcorazón de la misión permanente.
  • Desde el santuario es la liturgia la fuente y culmen de la vida eclesial (SC 47) que presupone estos 4 aspectos del ser discípulo y misionero, con una sustentable formación.

2. ¿Qué es lo prioritario en el quehacer del decanato respecto a la formación de agentes y, particularmente del presbiterio?

VICARÍA I

  • La respuesta se tiene en las directrices sobre el decano y el decanato, dadas por el Sr. Cardenal.
  • Favorecer la formación de laicos y suscitar la formación permanente de los presbíteros.
  • El decano es el vínculo entre obispo y parroquias, por lo cual debe animar, transmitir, organizar y ejecutar los planes, evaluar, revisar y adaptar a la realidad.
  • Impulsar que se cuente en cada parroquia y decanato con planes de pastoral.

VICARÍA II

  • Generar sentido de comunión, coordinación, acompañamiento, animación, presencia, conpromiso, conocimiento, pistas comunes (en qué), amistad y hacer sentir la presencia de la vicaría.

VICARÍA III

  • La cercanía, el seguimiento-acompañamiento, la animación a los sacerdotes.
  • Que el decano tenga convicción de su encomienda, que descubra su identidad, que asuma las consecuencias de este servicio.
  • Que cuente con el perfil de los sacerdotes de su decanato para poder acompañar y ofrecer formación adecuada.
  • Dejar prejuicios ante los trabajos o las personas.
  • Que el decano deje estructura de formación de agentes, que se preocupe por la capacitación de laicos facilitadores (10-15) por decanato.

VICARÍA IV

  • Involucrarse, sacar la chamba adelante, ser un administrador de la educación.
  • Animar e ir organizando.
  • Apoyo total al subdirector de formación que ha estado trabajando bien.
  • Animar, acompañar, conocer.
  • Reunión decanal como medio de formación.
  • Conocer lo establecido en el Decreto de Decanos y aplicarlo en el decanato.

VICARÍA V

  • El sacerdote es el primero que debe conocer el proceso deevangelización.
  • Hay que seguir preparando bien la reunión de decanato tanto de presbíteros como con los laicos.
  • Que haya conocimiento del decano por las parroquias para poder actuar en situaciones emergentes.
  • Entre los decanos de la vicaría existe una conciencia de que hay que ser fraternos y buscar acompañar a nuestros hermanos con tacto y hacer que se sientan apoyados.

VICARÍA VI

  • Captar las necesidades sentidas y no sentidas.
  • Acompañamiento a los hermanos presbíteros.
  • Propiciar la fraternidad sacerdotal.
  • Ser cercano a los presbíteros, escucharlos, animarlos, etc.
  • Conocimiento profundo de las realidades.
  • Fomentar, acompañar, promover y animar en la formación de los sacerdotes.
  • Objetivar, nombrar y desprender.

VICARÍA VII

  • Fomentar la fraternidad.
  • Coordinar la actividad pastoral.
  • La labor de animación.
  • Promover y acompañar los equipos decanales.
  • Corresponsabilidad con el Obispo.
  • La estabilidad en el decanato.
  • Recibir las iniciativas.
  • Es promotor o facilitador.
  • Motivar por diversos medios la formación, principalmente del presbítero.

VICARÍA VIII

  • Acentuar la formación del clero.
  • Estructurar los CEFALAE's.

BASÍLICA

  • Formarnos como familia. "La casita" que Santa María de Guadalupe, por voluntad expresa ha pedido.
  • Los módulos de servicio al peregrino son los lugares privilegiados para el anuncio kerigmático que propicia e inicia en el peregrino sus etapas de formación bajo la mirada de nuestra Madre, Niña y Señora.
  • Brindar a loa vicarías territoriales y decanos: las fuentes guadalpuanas (Nican mopohua / Nican Potepana), la pedagogía guadalupana, fundamentación de la piedad popular guadalupana, un guadalupanismo cristocéntrico inculturado.
  • Invitar a los decanatos a vivir una experiencia con Cristo (Eucaristía-reconciliación) en Guadalupe.
  • Promover una fraternidad guadalupana.
  • El santuario como lugar de convenir decisión de vida, fundamentará la creación de un espacio - lugar para el discernimiento vocacional de quienes buscan dar una respuesta concreta al llamado de Dios, bajo la mirada maternal de María Santísima de Guadalupe.


INICIO | CONTENIDO

REUNIÓN DE MARZO

HOME | 2004 | 2005 | 2006 | 2007 | 2008 | 2009 | 2010 | 2011 | 2012