CAPÍTULO 5

ORDENAMIENTOS PARA LA OPCIÓN PRIORITARIA SINODAL

4443 256- En este último capítulo presento, particularmente a los Agentes de pastoral, los ordenamientos que, de acuerdo a los temas estudiados por los sinodales, sintetizan lo que a un servidor de ustedes le parece más necesario y urgente para un compromiso renovador de la acción evangelizadora que, como comunidad de fe, tenemos encomendada por el Señor Jesús al servicio de la Ciudad de México.

4444 257- Según el criterio empleado en los anteriores capítulos, también aquí se enumeran solamente aquellos ordenamientos que se refieren, de forma más explícita, a la opción prioritaria y a los asuntos más relevantes de la reflexión sinodal.

4445 258- Los ordenamientos se agrupan en cuatro pequeños apartados:
I- Acciones Generales
II- Agentes
III- Medios
IV- Organización Pastoral

4446 259- Como queda señalado anteriormente, se proponen ordenamientos de carácter general de cuyo contenido deberán desprenderse normas y determinaciones más concretas que ayuden a los Agentes a poner en práctica, en actitud generosa y creativa, la tarea evangelizadora.

I- ACCIONES GENERALES

A- La Actitud Misionera en Favor de los Alejados

4447 260- 1. Los Obispos y demás Agentes de pastoral, a través de los organismos pertinentes, fomenten la espiritualidad y el compromiso apostólico misionero de la comunidad católica arquidiocesana.

4448 261- 2. Los Seminarios y otros Centros de formación pastoral revisen el sentido genuinamente apostólico de la orientación espiritual misionera que se brinda a los candidatos al sacerdocio, a los Diáconos, a las Religiosas y a los demás apóstoles seglares.

4449 262- 3. Cada Vicaría Episcopal inicie en las comunidades parroquiales procesos que las lleven a concretar un cambio: de una situación de "instalación pastoral, de conservación y ascripción pasiva de sus miembros", a una pastoral netamente misionera que pueda dar respuesta de Evangelio a las situaciones conflictivas y trasforme la cultura actual.

4450 263- 4. Los miembros de Institutos de vida consagrada fomenten -en su actitud personal y comunitaria- la unidad, la comunión y el testimonio de pobreza y de justicia, en espíritu de alegría y fraternidad, de tal manera que sean un signo testimonial para los Alejados del influjo evangelizador.

4451 264- 5. Los Párrocos y los Vicarios parroquiales, así como los encargados de los templos, busquen la manera de salir al encuentro de los fieles en actitud evangelizadora; para esto identifiquen lugares estratégicos -en edificios, condominios, patios, vecindades etc.- para que las personas de distintas edades y ambientes puedan vivir la fe, la esperanza y las expresiones de la caridad en compromisos concretos de la vida cotidiana.

4452 265- 6. Las diversas estructuras arquidiocesanas -Parroquias, Decanatos y otros organismos- den especial prioridad a la "evangelización global" que, a través de acciones y mensajes que humanizan y dignifican a las personas, suscite simpatía y admiración de los alejados y haga posible el diálogo y la colaboración con otros cristianos y con los no-creyentes de buena voluntad.

4453 266- 7. Las Vicarías, los Decanatos, las Parroquias, los Institutos y organizaciones eclesiales impulsen la práctica del análisis pastoral de la realidad, de acuerdo a la opción prioritaria sinodal y en la perspectiva de la inculturación del Evangelio.

4454 267- 8. Las Parroquias capaciten grupos de Agentes que realicen visitas domiciliarias para establecer contacto especialmente con los Alejados y así favorecer su evangelización; los Agentes de pastoral aprovechen el poder de convocación de Santa María de Guadalupe para realizar esta evangelización.

4455 268- 9. Los Agentes de pastoral aprovechen el poder de convocación de Santa María de Guadalupe para la evangelización de Las Familias, los Pobres, los Alejados y los Jóvenes.

B- Las Actitudes en Favor de los Pobres

4456 269- 1. Las Vicarías, Decanatos, Parroquias, comunidades e instituciones católicas ejerzan su acción testimonial ante las necesidades de los Pobres, reconociendo y alentando su potencial evangelizador y su capacidad transformadora; asimismo atiendan a los ancianos y niños desamparados, destinando especialmente locales adecuados para diversos servicios en favor de los mismos.

4457 270- 2. Los responsables de la pastoral, particularmente en los sectores más pobres y marginados, realicen estudios de la realidad -ayudados por especialistas- para detectar las causas profundas de tal situación y poder así elaborar programas de conjunto con otros organismos sociales y personas de buena voluntad.

4458 271- 3. El organismo de Pastoral Social de la Arquidiócesis tome muy en cuenta, dentro de sus planes, la atención esmerada a los ancianos, tanto en las Parroquias como en instituciones y centros especializados.

4459 272- 4. Los Agentes de Pastoral Social colaboren entre sí y promuevan gustosamente iniciativas ecuménicas en beneficio de los grupos de población más necesitados y en defensa de los derechos humanos.

4460 273- 5. Los organismos de Pastoral Social -tanto de la Arquidiócesis como de las Vicarías- y, en general, todos los Agentes promuevan el diálogo y coordinación con otros grupos y organizaciones populares que trabajan para ayudar a resolver los problemas de los más desprotegidos.

4461 274- 6. Los centros de evangelización -de manera especial la Catedral y la Basílica de Guadalupe- acojan hospitalariamente y brinden alternativas de encuentro comunitario a los grupos de migrantes y otras personas necesitadas de tal apoyo.

4462 275- 7. Los Agentes de pastoral tengan en su vida y acción, como actitud fundamenta, una opción preferencial hacia los pobres, a ejemplo de Jesucristo.

C- La Pastoral de la Familia

4463 276- 1. La Oficialía de Matrimonios dé a conocer ampliamente las normas para el matrimonio cristiano, los requisitos necesarios para su debida tramitación y celebración, así como los impedimentos canónicos; determínese un lapso razonable para iniciar los trámites y un tiempo adecuado para la preparación de la pareja.

4464 277- 2. En las Vicarías episcopales se darán normas muy claras y uniformes acerca de los pasos necesarios -documentos y otros requisitos- para la tramitación y celebración del matrimonio sacramental, sobre todo de los casos que, por alguna razón especial, necesiten permisos o dispensas.

4465 278- 3. Compete a la Oficialía de Matrimonios -tanto de la Curia central como de las Vicarías- promover encuentros de diálogo pastoral, principalmente con los Presbíteros que ejercen la cura de almas, para estudiar los problemas que conducen a la separación o al divorcio de las parejas y así poder prevenir sus causas.

4466 279- 4. Los Párrocos cuiden que en sus oficinas se dé una atención esmerada y una información precisa, verdaderamente pastoral, a quienes acuden a tratar los asuntos referentes al matrimonio. Compete al Párroco, al Vicario o al Diácono, realizar personalmente la tramitación matrimonial.

4467 280- 5. Los Párrocos, Decanos y un equipo de matrimonios aptos y capacitados, promuevan retiros, jornadas de estudio y encuentros de parejas, a fin de ayudar a vivir la autenticidad del matrimonio; trabajen con criterios comunes ante las situaciones irregulares.

4468 281- 6. Las Oficialías de Matrimonios den atención muy especial a los fieles de otros ritos y a los extranjeros, así como a quienes tramitan los llamados matrimonios mixtos, siempre en un clima de gran respeto y amor fraterno.

4469 282- 7. Los Decanatos asignen a algunas de sus Parroquias el trabajo específico en determinada línea de la pastoral familiar -según las posibilidades de cada una de ellas-, de manera que esas acciones redunden en beneficio de todos.

4470 283- 8. Cada Parroquia elabore un plan de Pastoral familiar en el que, por medio de diversas iniciativas -principalmente por la preparación y recepción de los sacramentos- los Agentes puedan entrar en contacto directo con las familias y así promuevan su inserción en la vida parroquial.

4471 284- 9. Las Vicarías Episcopales formen a parejas comprometidas y debidamente capacitadas como Agentes multiplicadores de Pastoral familiar, de preferencia entre quienes puedan trabajar a tiempo completo.

4472 285- 10. Los responsables de la formación permanente del clero incluyan en sus programas temas referentes a la atención pastoral que se debe dar a las familias en situaciones irregulares: madres solteras, parejas unidas sólo con el vínculo civil, personas separadas o divorciadas, parejas en unión libre, personas divorciadas y civilmente vueltas a casar.

4473 286- 11. La Vicaría para los Laicos promueva la institución de un ministerio laical dedicado expresamente a la formación de los esposos y de los padres de familia.

D- La Pastoral de la Juventud

4474 287- 1. La Vicaría de la Juventud -junto con otros organismos que parezcan convenientes- promueva, entre Sacerdotes y Laicos, la preparación científico-técnica de especialistas en el fenómeno juvenil actual, en los aspectos socio-cultural, psicológico y pastoral, de modo que sean multiplicadores de otros Agentes.

4475 288- 2. La Vicaría de la Juventud, con un equipo técnico, elabore programas y asesore las acciones que se realizan en los diversos campos de atención a la juventud, para favorecer el cultivo de auténticos valores y la prevención de situaciones críticas y conflictivas.

4476 289- 3. Las Vicarías territoriales establezcan equipos de pastoral juvenil diferenciada, en coordinación con la Vicaría de la Juventud y con la participación de Laicos representativos de diversos sectores.

4477 290- 4. Las Vicarías y los Decanatos formen un equipo integrado por jóvenes, adultos, Religiosas y Sacerdotes, con suficientes recursos y en relación con otras áreas afines, para dinamizar la Pastoral Juvenil.

4478 291- 5. Los Pastores, en especial los Párrocos, dediquen un tiempo suficiente a la atención de la juventud, -particularmente mediante la dirección espiritual- y así puedan asegurar un acompañamiento más personal de maduración en la fe.

4479 292- 6. Los Agentes de evangelización, principalmente los Sacerdotes, consideren la pastoral juvenil no sólo bajo la óptica catequética sino educativa y social, con el recurso a una metodología que asegure este enfoque.

II- AGENTES

A- La Formación

4480 293- 1. Los responsables de promover la formación de los Agentes de pastoral, en sus diversos ámbitos, deberán cuidar desde un principio el tipo de enfoque y método de la formación espiritual que se les brinde, de modo que pueda asegurarse el valor del testimonio, personal y comunitario, como eje unificador entre la acción apostólica y la santificación personal.

4481 294- 2. La Vicaría del Clero, en coordinación con los Vicarios territoriales y contando con la activa participación del Presbiterio, promueva los procesos de formación permanente de los Presbíteros y de los Diáconos, en el aspecto humano, doctrinal, pastoral y espiritual, de modo que estén cada vez más capacitados para ser los dinamizadores del Nuevo Proyecto Misionero de la Arquidiócesis de México.

4482 295- 3. La formación de los Agentes de evangelización deberá ser integral; incluya el análisis pastoral de la realidad para la promoción, acompañamiento y discernimiento comunitario de acciones al servicio de la sociedad y, en lo que se refiere a los Laicos, encáucelos activa y efectivamente a la participación en la vida política, económica y cultural.

4483 296- 4. Dése una particular formación para una Pastoral Bíblica que tenga como objetivo la difusión y penetración profunda de la Palabra de Dios en la comunidad católica, y sea éste un camino privilegiado para la Nueva Evangelización que genere la transformación necesaria, con los valores del Reino de Dios, de las personas, de las familias y de la sociedad en sus diversas culturas y situaciones.

4484 297- 5. Los asesores y dirigentes de agrupaciones y movimientos laicales han de garantizar a sus miembros una formación cristiana con sentido social, apostólico y misionero .

4485 298- 6. Los Organismos diocesanos de evangelización y de Pastoral Social diseñen programas de formación en la fe que incluyan experiencias directamente relacionadas con la promoción de los valores y los derechos humanos, intensificando la sensibilización sobre el bien común y la justicia.

4486 299- 7. Los Pastores y demás responsables de congregaciones, asociaciones y movimientos, promuevan la enseñanza y la formación en la Doctrina Social de la Iglesia, con medios diversos adaptados a las necesidades, de manera que todos los Agentes de pastoral sean promotores integrales de la Nueva Evangelización, respondiendo primordialmente a la opción prioritaria del II Sínodo.

4487 300- 8. Compete a los equipos de Seminarios y Centros de formación capacitar Agentes para la evangelización de los grandes grupos, instaurando la cátedra de religiosidad popular, en contacto con las experiencias mejor logradas en este campo.

4488 301- 9. La Vicaría sectorial correspondiente instituya un equipo eclesial que preste servicios de asesoría a los Institutos religiosos en el campo de la formación humana y apostólica de sus miembros.

B- La Corresponsabilidad

4489 302- 1. Los Decanos y los Párrocos impulsen la participación de Laicos y de Religiosas en todo lo referente a la planeación y realización de las acciones pastorales en su ámbito respectivo, canalizando dichas acciones particularmente hacia la opción prioritaria sinodal.

4490 303- 2. Las comunidades de Religiosos y de Religiosas, como signo de comunión y en actitud de corresponsabilidad, colaboren en la formulación y realización de los planes de pastoral y participen en las reuniones y actividades de la Arquidiócesis, de las Vicarías y de los Decanatos.

4491 304- 3. Los Superiores mayores, teniendo en cuenta los planes pastorales de la Arquidiócesis, informen al Obispo acerca del tiempo durante el cual un Religioso estará asignado a determinado cargo pastoral en la misma.

C- La Promoción del Laicado

4492 305- 1. Los Pastores reconozcan la legítima autonomía de que gozan en el campo de los asuntos temporales las asociaciones laicales, ayudándolas a normar sus criterios de juicio y acción conforme al Evangelio y a la Doctrina Social de la Iglesia; otórguese esta ayuda especialmente a las agrupaciones juveniles.

4493 306- 2. Los organismos laicales revisen y actualicen su estructura, medios y fines de tal manera que puedan responder eficientemente a las prioridades que plantea la Nueva Evangelización en la Ciudad: las Familias, los Alejados del influjo evangelizador, los Pobres y los Jóvenes.

4494 307- 3. La Vicaría para los Laicos tenga en cuenta no sólo la formación apostólica y la organización pastoral de los Laicos, sino también su formación e inserción orgánica en orden a la evangelización de la cultura y de las subculturas que hay en la Arquidiócesis.

4495 308- 4. Los Obispos, los Decanos y los Párrocos, aprovechando los centros existentes, ofrezcan formación apostólica -con sólida espiritualidad misionera- a los Laicos que deseen comprometerse en acciones evangelizadoras diversas.

4496 309- 5. Los Vicarios episcopales y los Asesores del apostolado seglar brinden oportunidades reales y accesibles para la formación teológica y pastoral de los dirigentes laicales, tomando en cuenta los contenidos y la metodología de la Nueva Evangelización.

4497 310- 6. Los Decanos promuevan la reestructuración de la organización parroquial, de modo que se propicie una amplia participación del laicado en la planeación pastoral, especialmente en la acción apostólica y testimonial dentro de las comunidades menores.

4498 311- 7. Los Pastores -y en particular los Laicos responsables de asociaciones y movimientos- valoren, respalden y promuevan, de acuerdo a su propio cargo, aquellas acciones y organismos que favorecen el respeto a la dignidad de la persona, la defensa y la promoción de los derechos humanos.

4499 312- 8. Los Pastores y los dirigentes de agrupaciones laicales tengan especial cuidado de que tales organismos promuevan coordinadamente acciones sociales coherentes con la doctrina cristiana para evangelizar la cultura.

4500 313- 9. Las agrupaciones laicales implementen planes y programas que las lleven a tener una presencia organizada en los medios educativos, incluidas las sociedades de padres de familia.

4501 314- 10. Las organizaciones laicales deberán incluir en sus planes de apostolado actividades debidamente programadas en favor de los pobres y marginados.

4502 315- 11. Los dirigentes, con el debido apoyo de los asesores, tengan muy en cuenta los llamados "criterios de eclesialidad" que el Papa Juan Pablo II propone a las organizaciones laicales:
* primado de la vocación a la santidad;
* responsabilidad de confesar la fe católica;
* testimonio de comunión;
* participación en el fin apostólico de la Iglesia;
* presencia comprometida en la sociedad humana (ChL 30).

4503 316- 12. Los Párrocos, con un previo conocimiento de la religiosidad popular de los pueblos originarios, formen a los llamados mayordomos y fiscales, de acuerdo a las costumbres del lugar, para que -como ministros laicos- ejerzan eficazmente la encomienda que el pueblo les confía.

Ir página anterior
Ir inicio página
Ir página siguiente

 

Principal

Índice General

Con click puedes ir a la PÁGINA PRINCIPAL DOCUMENTOS ECUCIM

Ver e imprimir ECUCIM en PDF

Glosario

Índice Analítico

Textos Litúrgicos

Siglas

Ir a la Vicaría de Pastoral

Vicaría Pastoral