Logotipo de la II Asamblea Diocesana -hacer click para amplificarlo-

Evangelizadores para el año 2000

Logo Vicaría de Pastoral - IR A HOME

Página Principal





 

PRINCIPAL

PREASAMBLEA

CONTENIDO

ASAMBLEA
VOZ PASTOR
APORTACIONES
MAPA SITIO

 


CELEBRACIÓN DE LA PALABRA
14 Febrero


VOCACIÓN Y MISIÓN DE LOS LAICOS EN EL MUNDO

MONICIÓN

M.: A los laicos pertenece por propia vocación tratar de buscar el Reino de Dios gestionando y ordenando, según Dios, los asuntos temporales (LG 31).

Esta Doctrina Conciliar sobre el laicado no se ha debilitado, sino que se ha hecho más sentida y apremiante y, a ella se han dirigido las reflexiones y trabajos durante esta II Asamblea Diocesana que, en este su tercero y último día de trabajo, quiere encontrar respuestas más concretas y eclesiales para promover y favorecer, en los laicos de la Arquidiócesis de México, su vitalidad espiritual y apostólica al servicio de la Iglesia y de la sociedad.

Precisamente este mundo, precisamente esta cultura, esperan la intervención competente, generosa y de inspiración cristiana de los laicos y, sólo con estas condiciones, podrán sentirse fieles a la tarea que les asignó Jesucristo, como miembros del Pueblo de Dios, de ser sal de la tierra y luz del mundo.

De píe

Canto:   SOIS LA SEMILLA QUE HA DE CRECER

Sois la semilla que ha de crecer,
sois estrella que ha de brillar.
Sois levadura, sois grano de sal,
antorcha que debe alumbrar.
Sois la mañana que vuelve a nacer,
sois espiga que empieza a granar.
Sois aguijón y caricia a la vez,
testigos que voy a enviar.

ID AMIGOS POR EL MUNDO
ANUNCIANDO EL AMOR:
MENSAJEROS DE LA VIDA,
DE LA PAZ Y EL PERDÓN.
SED AMIGOS LOS TESTIGOS
DE MI RESURRECCIÓN.
ID LLEVANDO MI PRESENCIA.
CON VOSOTROS ESTOY.

Sois una llama que ha de encender,
resplandores de fe y caridad.
Sois los pastores que han de guiar
al mundo por sendas de paz.
Sois los amigos que quise escoger,
sois palabras que intento gritar.
Sois reino nuevo que empieza a engendrar
justicia, amor y verdad.

SALUDO

P.: En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.

T.: Amén.

P.: Que la paz de Cristo el Señor, el amor del Padre y la Comunión del Espíritu Santo estén con ustedes.

T.: Y con tu espíritu

P.: Oración. Dios nuestro, que gobiernas a tu pueblo con la suavidad y la fuerza de tu amor, concede el don de la sabiduría a todos tus hijos reunidos en esta II Asamblea Diocesana, para que tu Iglesia responda a la necesidad de formar Agentes Laicos para acciones pastorales específicas. Por Cristo nuestro Señor.

T.: Amén.

MONICIÓN

M.: La unidad en el Cuerpo de Cristo la construimos poniendo en común, ordenadamente, los dones personales que el Señor Jesús reparte entre nosotros sus miembros, para servicio de todo el Cuerpo. Escuchemos.

L.: De la carta del Apóstol san Pablo a los Efesios (4, 1-13)

Os exhorto, pues, yo, preso por el Señor, a que viváis de una manera digna de la vocación con que habéis sido llamados, con toda humildad, mansedumbre y paciencia, soportándoos unos a otros por amor, poniendo empeño en conservar la unidad del Espíritu con el vínculo de la paz. Un solo Cuerpo y un solo Espíritu, como una es la esperanza a que habéis sido llamados. Un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo, un solo Dios y Padre de todos, que está sobre todos, por todos y en todos. A cada uno de nosotros le ha sido concedido el favor divino a la medida de los dones de Cristo. Por eso dice: "Subiendo a la altura, llevó cautivos y dio dones a los hombres". ¿Qué quiere decir “subió” sino que también bajó a las regiones inferiores de la tierra? Éste que bajó es el mismo que subió por encima de todos los cielos, para llenarlo todo. Él mismo “dio” a unos el ser apóstoles; a otros, profetas; a otros, evangelizadores; a otros, pastores y maestros, para el recto ordenamiento de los santos en orden a las funciones del ministerio, para edificación del Cuerpo de Cristo, hasta que lleguemos todos a la unidad de la fe y del conocimiento pleno del Hijo de Dios, al estado de hombre perfecto, a la madurez de la plenitud de Cristo. Palabra de Dios.

T.: Te alabamos, Señor.

Canto: "ESCUCHAR TU PALABRA"

ESCUCHAR TU PALABRA, ES INICIO DE FE EN TI, SEÑOR
ESCUCHAR TU PALABRA ES CAPTAR TU MENSAJE DE AMOR
PROCLAMAR TU PALABRA, SEÑOR,
ES YA DAR TESTIMONIO DE TI, MI DIOS.

Pueblos todos, batid palmas
aclamad a Dios con gritos de júbilo;
porque el Señor es sublime y terrible,
emperador de toda la tierra.

Dios asciende entre aclamaciones;
el Señor al son de trompetas:
tocad para Dios, tocad,
tocad para nuestro Rey, tocad.

Porque Dios es el Rey del mundo;
tocad con maestría.
Dos reina sobre las naciones,
Dios se sienta en su trono sagrado.

Aleluya, Aleluya, Aleluya

"Vosotros sois la sal de la tierra"

Aleluya, Aleluya, Aleluya.

MONICIÓN

M.: En fuerza del hecho de nuestro Bautismo, fuente dinámica de participación en la vida de Cristo, bajo la acción del Espíritu Santo, todo cristiano es un enviado. La misión específica del cristiano laico es liberar, consagrar y santificar las realidades del mundo donde debe ser sal y luz. Escuchemos.

D.: Del santo Evangelio según san Mateo (5, 13-16)

T.: Gloria a ti Señor.

“Vosotros sois la sal de la tierra. Mas si la sal se desvirtúa, ¿con qué se la salará? Ya no sirve para nada más que para ser tirada afuera y pisoteada por los hombres. “Vosotros sois la luz del mundo. No puede ocultarse una ciudad situada en la cima de un monte. Ni tampoco se enciende una lámpara y la ponen debajo del celemín, sino sobre el candelero, para que alumbre a todos los que están en la casa. Brille así vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos. Palabra del Señor.

T.: Gloria a ti, Señor Jesús.

Reflexión — PRECES

P.: Pidamos al Señor, por intercesión de María nuestra Madre, la fiel discípula del Señor, que podamos perseverar en nuestra vida de fe y entrega al servicio de nuestros hermanos, diciendo: Por intercesión de María, te lo pedimos, Señor.

T.: Por intercesión de María, te lo pedimos, Señor.

L.: Que como Iglesia en la Arquidiócesis de México sigamos dando razón de nuestra esperanza, siendo un testimonio vivo de fidelidad a Cristo el Señor, a pesar de las dificultades y tensiones con las que tropecemos. Oremos al Señor.

T.: Por intercesión de María, te lo pedimos, Señor.

L.: Que nuestras vidas se transformen a la luz de la Palabra y cumplamos con solicitud aquello para lo que hemos sido llamados. Oremos al Señor.

T.: Por intercesión de María, te lo pedimos, Señor.

Peticiones libres (tres o cuatro, de acuerdo al tema que se trata)

T.: Por intercesión de María, te lo pedimos, Señor.

P.: Padre providente y misericordioso, Tú que hiciste grandes obras en María, concédenos, por su ayuda maternal, que podamos ser luz del mundo y sal de la tierra. Te presentamos esta oración en manos de María, por Cristo nuestro Señor.

T.: Así sea.

P.: El amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que se nos ha dado; cantemos con fe y confianza:

T.: Padre Nuestro que estás en el cielo...

P.: El Señor esté con ustedes.

T.: Y con tu espíritu.

P.: La bendición de Dios todopoderoso. Padre, Hijo y Espíritu Santo descienda sobre ustedes.

T.: Amén.

D.: Vayamos en paz a continuar nuestros trabajos.

T.: En el nombre del Señor. Amén.

Canto: "SANTA MARÍA DEL CAMINO"

Mientras recorres la vida,
tú nunca solo estás
santa María del camino,
siempre contigo va.

VEN CON NOSOTROS A CAMINAR,
SANTA MARÍA VEN