ORACIÓN PARA LA APERTURA
DE LA JORNADA DE ESTUDIO LITÚRGICO


Canto de Entrada Ver cantos en PDF

Asamblea:

Tu palabra me da vida, confío en Ti, Señor,
Tu palabra es eterna, en ella esperaré.

Celebración de la Palabra

Celebrante:

En el nombre del Padre, CRUZ del Hijo y del Espíritu Santo.

Asamblea:

Amén.

Salmo Responsorial

Cantor:

R/.   Dichoso en que teme al Señor.

V/.   Dichoso el que teme al Señor
        y sigue sus caminos:
        comerá del fruto de su trabajo,
        será dichoso, le irá bien.

        Su mujer, como vid fecunda,
        en medio de su casa;
        sus hijos, como renuevos de olivo,
        alrededor de su mesa.

Evangelio

Del Evangelio según san Mateo

Después de que los magos partieron de Belén, el ángel del Señor se le apareció en sueños a José y le dijo: “Levántate, toma al niño y a su madre, y huye a Egipto. Quédate allá hasta que yo te avise, porque Herodes va a buscar al niño para matarlo”. José se levantó esa misma noche tomó al niño y a su madre y partió para Egipto, donde permaneció hasta la muerte de Herodes. Así se cumplió lo que dijo el Señor por medio del profeta: De Egipto llamé a mi hijo. Después de muerto Herodes, el ángel del Señor se le apareció en sueños a José y le dijo:“Levántate, toma al niño y a su madre y regresa a la tierra de Israel, porque ya murieron los que intentaban quitarle la vida al niño”. Se levantó José, tomó al niño y a su madre y regreso a tierra de Israel. Pero, habiendo oído decir que Arquelao reinaba en Judea en lugar de su padre, Herodes, tuvo miedo de ir allá, y advertido en sueños, se retiró a Galilea y se fue a vivir en una población llamada Nazaret. Así se cumplió lo que habían dicho los profetas: Se le llamará nazareno.

Celebrante:

Oremos, hermanos, a Jesucristo, el Señor, que, para santificar la familia, quiso compartir la vida de un hogar humano:

R/.   Cristo, escúchanos.

Lector:

1. Para que el Señor que quiso participar de la vida de familia en el hogar de María y José,      mantenga en paz y armonía a todas las familias cristianas, roguemos al Señor.

2. Para que los novios sientan la presencia de Dios en la vivencia de su amor mutuo y se preparen     santamente para sumatrimonio, roguemos al Señor.

3. Para que Dios ilumine y consuele a las familias desunidas, a los esposos que han de vivir     separados por causa del trabajo, a los hijos de los divorciados, a los hogares sin hijos y a los     que lloran la muerte de sus familiares, roguemos al Señor.

4. Para que nos esforcemos por vivir en paz y armonía con nuestros familiares con los miembros de     nuestra comunidad, superando con bondad, comprensión y caridad fraterna nuestras mutuas     desavenencias, roguemos al Señor.

Celebrante:

Señor Dios nuestro, que has querido que tu Hijo, engendrado antes de todos los siglos, fuera miembro de una familia humana, escucha nuestras súplicas y haz que los padres y madres de familia participen de la fecundidad de tu amor, y que sus hijos crezcan en sabiduría, entendimiento y gracia ante ti y ante los hombres. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Asamblea:

Amén.

Celebrante:

El Señor, esté con ustedes.

Asamblea:

Y con tu espíritu.

Celebrante:

La bendición de Dios todo poderoso Padre, CRUZ Hijo y Espíritu Santo descienda sobre ustedes.

Asamblea:

Amén.

Ver liturgia de oración en PDF


principal | programa