CAMINOS POR LOS QUE HA AVANZADO LA CATEQUESIS EN LA ARQUIDIÓCESIS DE MÉXICO,
A PARTIR DEL II SÍNODO DIOCESANO

VI Semana Arquidiocesana de Catequesis - 14 de Mayo de 2007

1. Reconocimiento de la catequesis como sostén de la vida cristiana en nuestras comunidades

  • “Entre los Laicos que se hacen evangelizadores se encuentran en primera línea los catequistas; son agentes especializados, testigos directos, evangelizadores insustituibles que representan la fuerza básica de las comunidades cristianas” (ECUCIM 2995, Cfr. RM 73).
  • “Para que las Iglesias locales realicen la Nueva Evangelización han de incrementar el número de catequistas e intensificar la catequesis” (Ib 2996).
  • Que el servicio de catequista se valore como verdadero ministerio (Ib. 2994).
  • “Los catequistas ocupan un lugar preponderante en el proceso de la educación de la fe y hacia la fe en cuanto que con su presencia y actividad acompañan al catequizando en su camino hacia la madurez de Cristo” (CCF 73).

2. Prioridad de la catequesis de adultos

  • “Insistir orgánicamente para que la catequesis de adultos se convierta en el prototipo de toda catequesis y la referente necesaria para todas las demás expresiones de catequesis” (CCF 59).
  • “La transmisión del mensaje de la fe a los adultos ha de tener muy en cuenta las experiencias vividas, los condicionamientos y los desafíos que tales adultos encuentran, así como sus múltiples interrogantes y necesidades respecto a la fe.
  • En consecuencia cabe distinguir entre:

    • adultos creyentes, que viven con coherencia su opción de fe y desean sinceramente profundizar en ella;
    • adultos bautizados que no recibieron una catequesis adecuada; o que no han culminado realmente la iniciación cristiana; o que se han alejado de la fe, hasta el punto de que han de ser considerados "cuasicatemúmenos;
    • adultos no bautizados, que necesitan, en sentido propio, un verdadero catecumenado” (DCG 172).

  • Los adultos tienen el derecho y el deber de hacer madurar su fe (Cfr. DGC 173).
  • Están llamados a desempeñar responsabilidades sociales y eclesiales de diverso género (Id.).
  • Están sometidos a cambios y crisis profundos (Id.).
  • La catequesis de adultos es el campo propio para aplicar el sentido catecumenal.

3. Franca ubicación de la catequesis dentro del proceso evangelizador

  • La catequesis supone el primer anuncio y el fruto que éste provoca, con la gracia de Dios: la conversión.
  • “La catequesis promueve y hace madurar la conversión inicial, educando en la fe al convertido e incorporándolo a la comunidad cristiana” (DGC 61).
  • La catequesis estructura la conversión a Jesucristo mediante una enseñanza y aprendizaje convenientemente prolongado de toda la vida cristiana.
    • “Se trata de iniciar (a los convertidos) en la plenitud de la vida cristiana”(DGC 63).
  • Recordemos las etapas del proceso evangelizador como acostumbramos describirlas en la Arquidiócesis:
    • Primer anuncio (Conversión)
    • Iniciación o reiniciación cristiana (incorporación a Cristo y a su Iglesia)
    • Catequesis (maduración de la fe y del compromiso cristiano)
    • Apostolado (proyección de la fe a la cultura)
  • Vemos así claramente cómo la catequesis es el eslabón entre la acción misionera, que llama a la fe y la acción pastoral, que alimenta a la comunidad cristiana.

4. Conciencia de que la catequesis es en sí misma un proceso con diversas etapas

Podemos describirlas así:

      • Catequesis kerigmática: introducir a la persona a una comunicación personal con Cristo. Abre la vía para la fe, la conversión y la misión, está dirigida a quienes ya han conocido el anuncio kerigmático, pero no lo han hecho claramente suyo.
      • Catequesis de la iniciación cristiana: profundización de la fe a través del conocimiento del Evangelio y la vivencia del misterio cristiano, para incorporar al catequizando a Cristo y a la Iglesia por los sacramentos de la iniciación cristiana y su proyección en la vida del discípulo.
      • Catequesis de la reiniciación cristiana: tiene como objetivo fundamentar y consolidar:
           La comunión viva con Cristo y con la Iglesia;
           La fe y la conversión de los catequizandos adultos ya bautizados que no han sido    debidamente iniciados en la vida cristiana.
      • Catequesis permanente: formación orgánica y sistemática de la fe que lleva a conformar toda la vida bajo la inspiración de Cristo.
           Dirigida a los cristianos que han pasado la etapa de iniciación o de reiniciación.

5. Incorporación de la catequesis presacramental al proceso evangelizador

  • “Asumir la preparación, la celebración y la proyección de los sacramentos de la iniciación, como un proceso cuya finalidad es fundamentar e impulsar la vida cristiana de cada uno de quienes se incorporan a la Iglesia, de sus familias y de la comunidad” (DIPSIC introducción).
  • Tener plena conciencia de la unidad de los tres sacramentos: Bautismo, Confirmación y Eucaristía como un todo: la iniciación cristiana. Esta convicción aplicada a la catequesis, a la pastoral litúrgica y a otras formas de expresión de la vida cristiana, redundará en un proceso evangelizador sólido.
  • "La Reiniciación Cristiana es un camino que tiene que recorrer el que ya ha sido bautizado, en vistas a suscitar una experiencia que haga de él un verdadero bautizado, evangelizado y creyente, dispuesto a compartir su experiencia de comunidad y a comprometerse en las tareas de la Iglesia; es una personalización de la fe" (CPM 49).

6. Búsqueda y apertura de la catequesis para situaciones especiales y ambientes diferenciados (catequesis diferenciada y sectorial o ambiental):

        • Para el mundo obrero,
        • Para los profesionistas,
        • Para los artistas,
        • Para los hombres de ciencia,
        • Para los universitarios,
        • Para los marginados,
        • Para los discapacitados (con capacidades diferentes).

Se ha impulsado el programa para personas con discapacidad intelectual, que al ser integradas a sus comunidades, dan testimonio con su vida y entusiasmo de la presencia viva y actuante de Dios en ellos. Desde sus propias potencialidades y capacidades son sujetos de la catequesis.

7. La catequesis al servicio de la cultura

La catequesis está atenta a algunas manifestaciones culturales de la Ciudad, unas positivas, otras negativas. Entre ellas:

      • La movilidad humana,
      • Los medios de comunicación,
      • La globalización (glocalización),
      • La masificación (despersonalización),
      • El consumismo,
      • Reconstrucción del entramado social,
      • Lucha por la dignidad de la persona,
      • Valoración y defensa de la vida.

Conclusión

Estos son los caminos concretos para hacer que efectivamente la catequesis se ejerza con sentido catecumenal y con espíritu misionero.

Mons. Alberto Márquez Aquino
Vicario de Pastoral

______________________

Siglas

CCF La catequesis crecimiento en la fe, orientaciones pastorales 2005, Card. Norberto Rivera.
CPM  Consolidar el proceso misionero, plan pastoral para el año 2002, Card. Norberto Rivera.
DGC Directorio general para la catequesis, Congregación para el clero.
DIPSIC
Directorio Pastoral para los Sacramentos de la Iniciación Cristiana, Arquidiócesis primada de México.
ECUCIM Evangelización de las Culturas en la Ciudad de México, II Sínodo Diocesano.
RM Redemptoris Missio, Carta Encíclica, Juan Pablo II.


Ver CAMINOS POR LOS QUE HA AVANZADO LA CATEQUESIS EN LA ARQUIDIÓCESIS DE MÉXICO en Word


Home | Mapa del Sitio
6a Semana: Principal | Programa | Día a día
3a Semana | 4a Semana | 5a Semana | 7a Semana | 8a Semana