Un Rostro Joven
para renovar la Misión Permanente
Al Encuentro de las Nuevas Generaciones

PRINCIPAL
CONTENIDO
PREASAMBLEA
ASAMBLEA
VOZ PASTOR
MAPA SITIO


   Google
VicarÍa de       Pastoral

LECTURA DE LA REALIDAD INTRAECLESIAL
A PARTIR DE LOS FOROS


El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 

 

  1. Hemos sido confirmados por Pedro
  2. La continuidad entre la experiencia de nuestro proceso diocesano y las indicaciones de Aparecida ha alcanzado un nuevo nivel en las constantes señaladas por el Papa Francisco. Se reafirma el proyecto diocesano como teológicamente pertinente y pastoralmente viable.
  3. Tres peligros constantemente señalados por el Papa, que aparecían en nuestra lectura de los Foros: mundanidad, autorreferencialidad, clericalismo. Contra ellos: perspectiva de fe, horizonte misionero, espíritu de servicio.
  4. Las opciones diocesanas respecto a los destinatarios: familias, jóvenes, alejados y pobres. Las “periferias”, tanto sociales como existenciales.
  5. Un estilo renovado: testimonio, cercanía, compasión, sonrisa. Curar las heridas.
  6. Una consigna discernida: conversión pastoral.
  1. Perspectiva evangélica: Jesucristo, buena noticia de salvación
  2. La condición de toda renovación eclesial: el contacto vivo con su fuente.
  3. “Nueva” evangelización: una novedad cualitativa. Ardor, métodos, expresión.
  4. “Buena”: estilo fresco y positivo, que se transforma en luz y alegría.
  5. “Noticia”: dinámica del anuncio, que implica el salir.
  6. “Salvación”: contenido, oferta divina de sentido, delante de una creciente desarticulación personal y social.

 

  1. Sobre el principio de vitalidad
  2. El Espíritu Santo, principio de vitalidad en la Iglesia.
  3. La juventud: índice cultural y eclesial.
  4. La persona en el centro; las estructuras y las acciones a su servicio. Crecer en profundidad de las convicciones, solidez de los vínculos, congruencia de las actitudes y acciones, incidencia en los ambientes.
  5. Contra lo “caduco” y lo “rancio”: fortalecer y renovar.
  6. Estructuras (ejecutivas, consultivas, formativas): la audacia de una renovación eclesiológica.
  1. Sobre el principio de comunión
  2. El Espíritu Santo, principio de unidad en la Iglesia.
  3. Catolicidad: Integración de fondo (autenticidad), pluralidad de formas (universalidad).
  4. Pastoral orgánica: Cada uno participa desde su carisma específico, ocupando su propio lugar, con sentido corresponsable.
  5. Pastoral integral: incorpora lo profético, sacerdotal y real.
  6. Búsqueda de cauces eficaces y oportunos de comunicación.

 

  1. Sobre el horizonte misionero
  2. El Espíritu Santo, principio expansivo de la Iglesia.
  3. Horizonte inmediato: Nuestro contexto plural, vertiginoso, complejo, con estratos fuertemente secularizados yuxtapuestos a una práctica religiosa popular. Horizonte más amplio: las nuevas generaciones.
  4. Niveles involucrados de la profesión de fe: personal (convicción interna y testimonio público) y eclesial (participación, dimensión institucional).
  5. Dinamismos que necesitan encontrar mejores cauces concretos: inculturación, diálogo, encuentro. Sentido misionero sobre todo de la formación específica y permanente.
  6. Definir líneas operativas de misión. La búsqueda de los “cómos”. Pistas: escuchando/mirando, discerniendo, actuando; saliendo; creyendo, esperando, amando; fortaleciendo, renovando, creando.

 

 

Pbro. Julián López Amozorrutia